QUÉ NOS QUEDÓ?

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

default QUÉ NOS QUEDÓ?

Mensaje  Alejandro C el Mar 31 Ago 2010, 11:17

Señores, muy buenos días...en este día de los Ferroviarios, quería compartir un pensamiento de quien no soy experto en esta temática:

Los rieles llevan el progreso hacia pueblos y regiones a pasos agigantados. La otrora iniciativa de los Ingleses y Franceses por extraer la producción de Terratenientes y lejanos poblados para derivarla a al vieja Europa a través del "gran" puerto, se fortaleció gracias a la gran demanda acontecida fundamentalmente hacia fines de la guerra mundial. Esa iniciativa llegó a contabilizar 45000 km de venas de acero de manera radial, concentrándose en la principal aldea y llegando a los lugares más distantes proporcionando un intercambio social y comercial que, hasta esos entonces, el País jamás había conocido.
Tamaña infraestructura fue beneficiada por las bondades de la orografía de esta tierra, si bien, a contrapartida de lo que uno cree que tender rieles en la planicie es fácil, todo en la vida tiene un pro y un contra...cierto es que la chatura admite avanzar de manera rápida y sin grandes movimientos de suelos, pero esa misma chatura provocaba los inevitables y extensísimos cortes a raíz de inundaciones originadas por grandes precipitaciones con los perjuicios económicos y de aislamiento que traían aparejados. Así las cosas, además del ímpetu y conv encimiento sobre las virtudes del transporte ferroviario, se lo fortaleció con la nivelación prácticamente de todo el territorio por donde ellos circulaban. Obras de arte de delicada ingeniería se salpicaban por doquier, las que además llevaban indefectiblemente a través de sus características, la "firma" de sus especialistas constructores de orígen.
Lejos de haber nacido los pueblos como asentamientos en los peores terrenos donados por los patrones Terratenientes a sus empleados, con la llegada del ferrocarril fueron paulatinamente transformándose en centros urbanos de significativa importancia, con su propia fisonomía, con sus características socio-culturales-religiosas, con sus particularidades edilicias. Centros que, además y como dato no menor, adquirieron sus propios establecimientos sanitarios, educativos y judiciales ya muy lejos de la gran ciudad pero con la certeza de tenerla cerca a través del ferrocarril.
Más allá de considerar al ferrocarril como medio exclusivo e imperativo por su eficacia y bajo costo operativo para poder derivar la producción al puerto, la necesidad del intercambio social entre asentamientos mereció el rediseño de este medio, surgiendo grandes trenes de pasajeros con comodidades que nada tenía que envidiar a la vieja Europa. Rápidos servicios comunicaban las capitales provinciales con la gran ciudad, todo ello gracias a la incorporación e inversión en el material tractivo y remolcado que cumpliera con esa nueva necesidad. Servicios generales, regionales, urbanos, suburbanos, de media distancia, por vías principales, secundarias y económicas, no dejaban de circular trayendo y llevando vidas y vivencias a cada rincón de las líneas no importando ya el tipo de trocha, no importando el cruce de grandes montañas, extensos desiertos o sinuosas cuchillas...gran parte de la Nación contaba con sus servicios.
Difícil tarea era la de contabilizar la cantidad de servicios que en un mismo horario circulaban por el País, era una tarea fantástica y tediosa agrupar lo que estaba ocurriendo en un mismo momento. No era descabellado pensar en esos años, que mientras estoy cenando, en ese instante raudo salía el tren a Córdoba, mientras que el servicio a Bariloche hacía su arribo a Bahía Blanca, al momento en que en Olavarría, el tren procedente de Zapala esperaba una cruzada con un carga, que liberó el servicio a Necochea en Las Flores, todo ello mientras el Gran Capitán se aproximaba a Posadas, o tal vez un solitario tren en vía secundaria corría hacia Venado Tuerto, como así también se armaban las formaciones en Rosario para trenes locales y regionales a San Francisco vía Las Rosas, o tal vez a Villa María vía Noethinguer, lógicamente luego que el Expreso Independencia deje Rosario Norte para viajar hacia Tucumán...y así la lista continuaba, todo en un mismo momento.
Los trenes sirvieron, a pesar de la reputación engañosa de algunos, a la gran mayoría de la población de este País, hayan estado en el estado que fuere.
Y sí amigos....es historia...grata historia.
Hoy, luego de la actitud inescrupulosa de nuestros gobernantes quienes miraron infinitamente hacia otro lugar y que justamente no era el ferrocarril, nos encontramos con penosas realidades y de difícil reversión. Del lujo de las formaciones al irrespetuoso servicio actual, del esmero y aplomo por las instalaciones y comodidades al vandalismo y canibalismo. Trenes de hoy, de colores exóticos y extravagantes, de nombres irrepetibles, de formas horrorosas, transitan tímidamente, pero muy tímidamente por las pocas vías que, a pesar de tantos anuncios y promesas, pueden soportarlos, conformándonos con que para llegar a destino, hoy demandan el mismo tiempo que un avión a Europa.
De esa época, qué nos quedó?...solamente eso, el recuerdo de esa gloriosa época y el mayor de los respetos para los hombres y mujeres que se esforzaron en situaciones extremas, para llegar y llegar más y más lejos, dejando sus vidas en esa hazaña para que hoy, sus tumbas sean cubiertas por durmientes podridos, vías oxidadas y maleza descontrolada, además...sin trenes.

Les mando un fuerte abrazo.

Alejandro C

Mensajes : 375
Fecha de inscripción : 21/05/2010
Edad : 59
Localización : Don Torcuato, Partido de Tigre

Volver arriba Ir abajo

default Re: QUÉ NOS QUEDÓ?

Mensaje  damontej el Mar 31 Ago 2010, 11:57

Aplausos
Un lujo de artículo!!
Aplausos

_________________
Ing. Jorge Alberto Damonte
La cooperación es la convicción plena de que nadie puede llegar a la meta si no llegan todos.
avatar
damontej

Mensajes : 1699
Fecha de inscripción : 17/05/2010
Edad : 58
Localización : Ciudad Jardín, Lomas del Palomar

http://jorge.alberto.yebu.damonte

Volver arriba Ir abajo

default Re: QUÉ NOS QUEDÓ?

Mensaje  José Gabriel el Mar 31 Ago 2010, 16:29

Yo voy a ser un poco más mordaz: a partir de la nacionalización, los ferrocarriles fueron, salvo alguna honrosa excepción, coto de caza de cuanto político inescrupuloso anduviera por ahí, para llenarlos de gente acomodada, que le importaba más enriquecerse que sacar adelante al ferrocarril, y tampoco nos olvidemos que, mucho antes que Moyano, cada camión que circulaba era un enemigo potencial del tren, que trabajaba sin respetar horarios, tiempos de descanso, escalafones, etc., y que fueron comiendo todo lo que iba quedando del ferrocarril. Luego vinieron las liquidaciones, las seudo políticas para su reactivación, que consistían en hacer circular trenes vacíos, con horarios y recorridos que no convenían a nadie, etc. En la década del '70, pleno período de "cuando todavía andaban bien", trabajando yo todavía en Ford, tuvimos un faltante (falta de piezas para armar autos) de molduras de marcos de puertas Falcon, porque al proveedor cordobés se le ocurrió mandar por tren la materia prima (chapa de acero inoxidable, importada). Hubo que traer de urgencia chapa por avión, ya que el vagón que llevaba las chapas a Córdoba estuvo dos meses "perdido" en una playa de Rosario. Los camiones tienen que ver con la debacle, pero la manga de inútiles dentro de la empresa, también. Un abrazo. José
avatar
José Gabriel

Mensajes : 692
Fecha de inscripción : 18/05/2010
Edad : 73
Localización : Villa Lugano - C.A.B.A. - Argentina

Volver arriba Ir abajo

default Re: QUÉ NOS QUEDÓ?

Mensaje  Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.